Cuidados del cutis, diferentes tipos de piel

A todas nos gusta tener la piel del rostro siempre radiante, pero para ello lo principal es conocer que tipo de piel tenemos, y luego combinar tratamientos específicos de limpieza con cremas o geles que nos ayuden con sus aportes a mantener el cuidado de la misma.

La piel seca, necesita texturas densas, cremas, leches y lociones limpiadoras, además de necesitar tónicos hidratantes que mantengan la humedad natural de la piel, y refuercen la barrera  hidrolipídica, dado que muchas veces en este tipo de pieles suele ser muy sensible, frágil, y vulnerable a los diferentes embates que pasamos durante el día, para mantenerla espléndida debemos preferir aquellos productos suaves, libres de alcohol, y con pocos detergentes.

La piel grasa, posee un problema al que debemos prestarle bastante atención, ya que son propensas a la proliferación de bacterias, brillos e impurezas, para este tipo de piel, la limpieza y el cuidado de hacen vitales ya que mediante los mismos se eliminan los restos de sebo y se impide que se taponen los poros sin dar lugar a los granitos, impurezas y puntos negros, para ellas los más recomendados son los geles, las espumas, fluidos y jabones dermatológicos y una vez terminada la limpieza es recomendable utilizar un tónico refrescante que cierre los poros.

En cuanto a las pieles sensibles, son muy finas y frágiles, enrojecen y se irritan con demasiada facilidad, para limpiarlas hay que recurrir a productos específicos que deben ser siempre suaves, cremosos y calmantes, conviene que si elegimos un tónico el mismo sea sin alcohol, y sin perfumes, que contenga activos cicatrizantes y relajantes , por lo general, las leches y lociones son muy buenos, y cuanto menos componentes poseen es más difícil que puedan lastimarla.

Dejar respuesta